Nueva Zelanda recibe al 2021 aislada; Japón teme nuevo estado de emergencia

El planeta comenzó este jueves a dejar atrás el año 2020, marcado principalmente por la pandemia del coronavirus que obliga a miles de millones de personas a celebrar el paso al Año Nuevo en la intimidad de casa.

Las nuevas olas de la epidemia obligan a una mayoría a seguir los festejos desde el sofá de su hogar, tras meses de restricciones por el Covid-19, que dejó cerca de 1.8 millones de muertos en todo el mundo.

El pequeño archipiélago de Kiribati y las islas Samoa en el Pacífico han sido, a las 10 horas GMT, los primeros en llegar a 2021, mientras que las islas deshabitadas de Howland y Baker tendrán que esperar 26 horas más.

En Nueva Zelanda, país aplaudido por su gestión de la pandemia, dio la bienvenida al nuevo año una hora después, con grandes multitudes reunidas en Auckland para ver un espectáculo de fuegos artificiales.

Aunque sigue aislado por el cierre de las fronteras, Nueva Zelanda pudo celebrar la llegada de 2021 con relativa normalidad –solo quedan algunas restricciones– gracias a que no registra ningún caso de transmisión local desde hace meses.

En Tokio, que entró en 2021 a las 15 horas GMT, los residentes enfrentan la perspectiva de que se imponga un estado de emergencia, después de que se registrara un récord diario de mil 300 nuevas infecciones por coronavirus.

Fuente: La Jornada

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *