Fotos de una universidad de Afganistán muestran a hombres y mujeres separados por una cortina para prevenir las clases mixtas

La vuelta a las clases en Afganistán ya refleja las consecuencias de la llegada al poder de los talibanes* para la educación superior: una cortina divide a los estudiantes en una universidad privada del país asiático.

Si bien algunas instituciones han permitido el ingreso de mujeres en este nuevo curso académico (algo que muchos ponían en duda), las clases han dejado de ser mixtas y las estudiantes tienen que usar el hiyab.

Las imágenes, que según reporta Reuters fueron tomadas en la universidad privada de Avicenna, ubicada en Kabul, muestran un aula dividida a la mitad por una cortina. En un lado se encuentran las mujeres y, en el otro, los hombres.

Desde que los talibanes tomaron Kabul el pasado 15 de agosto, se generó una ola de incertidumbre sobre el futuro de las mujeres en esa nación, respecto a si podrían trabajar, recibir educación en todos los niveles y relacionarse con los hombres, pues la última vez que los talibanes ostentaron el poder —entre 1996 y 2001 bajo el así denominado Emirato Islámico de Afganistán— las mujeres fueron privadas de muchos de sus derechos, no podían salir a la calle sin burka y sin la compañía de un hombre, mientras que a las niñas se les prohibió asistir a la escuela. Sin embargo, los talibanes afirman haber cambiado su postura en ese respecto y han declarado que las mujeres “estarán contentas” de vivir bajo la sharía en este nuevo gobierno.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *