Reportan casi 500 muertos por ola de calor en Canadá y Estados Unidos

La ola de calor extremo en Estados Unidos y Canadá ha dejado como saldo alrededor de 500 muertes y cientos de incendios.

El aumento de las temperaturas en Estados Unidos y Canadá han llegado hasta los 50 grados centígrados.

El calor de los últimos días en la provincia de Canadá ha propiciado que el número de incendios forestales crezca, dejando un registro de más de 78 activos.

Las llamas han obligado a evacuar varias comunidades, entre ellas la localidad de Lytton, que el martes pasado alcanzó la máxima temperatura en la historia de Canadá con 49.6 grados.

¿Qué es una “cúpula de calor”?
El Servicio Meteorológico de Canadá ha notificado que la zona de las tres provincias, se encuentran alcanzado máximos históricos a medida que avanza la “cúpula de calor”.

El fenómeno meteorológico de la la “cúpula de calor” consistente en una montaña de aire caliente que “se ha quedado atascada” en las capas altas de la atmósfera.

A medida que escala la temperatura, el sistema de alta presión funciona como la tapa de una olla a presión, de allí el nombre de “cúpula de calor”.

Ola de calor en Canadá y Estados Unidos ha dejado más de 500 muertos
Desde el viernes pasado la ola de calor que ha azotado en diferentes partes de Estados Unidos y Canadá con temperaturas de hasta 50 grados centígrados, ha cobrado la vida de 486 personas en la costa occidental de Canadá.

No obstante, las autoridades de ambos países temen que la cifra de muertos se dispare en las próximas horas.

La directora forense de la provincia de Canadá, Lisa Lapointe, ha declarado que la mayoría de personas que han perdido la vida, fue a causa del calor asfixiante.

Pese a que las temperaturas han descendido en las últimas horas en el interior de esa provincia, las condiciones todavía son extremas.

Especialmente para personas vulnerables que viven solas en hogares sin la adecuada ventilación, donde tomando en cuenta la humedad la sensación térmica es superior a 40 grados.

Fuente: SDP

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *