Novia de George Floyd afirma que era adicto a los opiáceos y que tuvo COVID-19

Courtney Ross, la novia de George Floyd, afirmó que el fallecido tuvo COVID-19 y era adicto a los opiáceos en un emotivo testimonio en el juicio contra el expolicia Derek Chauvin, acusado de asesinar al afroamericano.

Floyd y yo sufrimos de adicción a los opiáceos“, dijo Ross, en respuesta a una pregunta de la fiscalía en el cuarto día del proceso, que se desarrolla en Mineápolis (Minesota).

Acto seguido la testigo explicó que la experiencia de ambos con las drogas es “la clásica historia de muchas personas adictas a los opiáceos”.

Ambos sufríamos de dolor crónico -detalló-, el mío era en el cuello y el suyo en la espalda, ambos teníamos recetas, pero una vez que se acabaron, nos volvimos adictos, y realmente intentamos duro acabar con esa adicción muchas veces“.

La fiscalía fue la primera en preguntar sobre el consumo de opiáceos por parte de Floyd, aunque son los abogados de la defensa de Chauvin los interesados en este aspecto de su vida, ya que quieren argumentar que falleció por problemas de salud previos y por tomar drogas.

Floyd perdió la vida en mayo pasado cuando cuatro agentes intentaron detenerlo por haber utilizado un billete falso para pagar en una tienda. Durante su arresto, Chauvin lo inmovilizó en el suelo presionando la rodilla contra su cuello hasta que dejó de respirar.

Ross reveló que meses antes de su muerte, en marzo, Floyd fue hospitalizado por sobredosis, cuando fue interrogada por el abogado defensor Eric Nelson.

Por: EFE

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *