Regresa la electricidad a mayoría de viviendas en Texas; reportan 57 muertes por ola de frío

Gran parte de los millones de ciudadanos de Texas que se quedaron sin electricidad durante días, después de que una grave ola invernal golpeara la red eléctrica, ahora la recuperan, pero la crisis estaba lejos de terminar en algunas partes del sur, y muchas personas no tenían seguridad ni agua potable.

Hasta este viernes por la mañana, casi 185 mil hogares y negocios permanecen sin electricidad en Texas, Estados Unidos, según datos del portal poweroutage.us, en comparación con los 3 millones que se tenían registrados dos días antes, aunque los funcionarios de servicios públicos dijeron que aún es posible que haya cortes energético limitados.

Las tormentas también dejaron sin electricidad a más de 335 mil usuarios desde Virginia hasta Louisiana y alrededor de 71 mil en Oregón seguían soportando un apagón una semana después de una tormenta masiva de hielo y nieve.

Por las condiciones de clima extremo se ha reportado la muerte de al menos 57 personas, incluida una niña de Oklahoma de 17 años que cayó a un estanque congelado el jueves, según la Patrulla de Caminos de Oklahoma.

Un número creciente de personas ha perecido tratando de mantenerse calientes. En la ciudad de Abilene, en el oeste de Texas, las autoridades dijeron que seis personas murieron a causa del frío, incluido un hombre de 60 años que fue encontrado muerto en su cama. En el área de Houston, una familia murió de monóxido de carbono mientras su automóvil estaba parado en su garaje.

Las empresas de servicios públicos de Minnesota a Texas han realizado apagones continuos para aliviar la tensión de las redes eléctricas. Pero los cortes restantes de Texas estuvieron relacionados principalmente con el clima, según el administrador de la red del estado, el Consejo de Confiabilidad Eléctrica de Texas.

El administrador interino de la Agencia Federal para el Manejo de Emergencias, Bob Fenton, dijo el viernes que los equipos estaban en Texas con combustible, agua, mantas y otros suministros.

“Lo que más me preocupa es asegurarme de que la gente se mantenga abrigada”, dijo Fenton en “CBS This Morning”, mientras instaba a las personas sin calefacción a ir a un refugio o centro de calentamiento.

Los cortes energéticos rotativos para Texas podrían regresar si la demanda de electricidad aumenta a medida que la gente recupera la energía y la calefacción, dijo Dan Woodfin, director senior de operaciones del sistema del consejo.

El gobernador de Texas, Greg Abbott, advirtió que los residentes “no están fuera de peligro”, con temperaturas todavía muy por debajo del punto de congelación en todo el estado, el centro sur de Texas amenazado por una tormenta invernal e interrupciones en las cadenas de suministro de alimentos .

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *