Amín Anchondo forma parte de la industria de la difamación al hacer señalamientos falsos: regidor Terrazas

Noticias de Chihuahua.-

Con los señalamientos que recientemente emitió el Síndico de Chihuahua en torno a la construcción de las turboglorietas en donde aseguró hubo sobreinversión, exhiben que este funcionario forma parte de la industria de la difamación que se ha armado en contra de la administración que preside la alcaldesa Maru Campos, ya que la Secretaría de la Función Pública Estatal constató que se solventaron los gastos, informó el Regidor Luis Terrazas Fraga.
“Vemos como esta cadena de acusaciones que intentan desprestigiar el trabajo que se realiza en el Municipio de Chihuahua abarcan al mismo Síndico, quien ha dejado ver que sus verdaderas intenciones son de difamar y señalar, poniendo en el “foco” asuntos que ya han sido revisados por el mismo Estado” agregó el presidente de la Comisión de Vialidad y Transporte.
De acuerdo con el documento firmado por el director de la Auditoría Gubernamental de la Secretaría de la Función Pública del Estado, la construcción de las Turboglorietas llevada a cabo por el Gobierno Municipal de Chihuahua, únicamente fue observada en dos asuntos referentes a la fianza y algunas retenciones, las que ya fueron debidamente solventadas en todos sus términos tanto en la parte preventiva como en la correctiva.
“El Síndico pretende engañar a la opinión pública con tales señalamientos. Queda expuesta su ignorancia y falta de respeto no sólo a la administración municipal sino a la Secretaría de la Función Pública del Estado que ya hizo y trabajo y que además, ya lo concluyó. La “información” que refirió, queda sin sustento” dijo Terrazas Fraga.
En respuesta, la auditoría realizada por la Secretaría de la Función Pública del estado de Chihuahua, con base en un convenio con la Secretaría de la Función Pública Federal, a partir del convenio específico para el Fondo Minero, deja de manifiesto que las únicas observaciones hechas a la obra fueron solventadas.
“Vemos que el Síndico desconoce que tanto la Secretaría de la Función Pública como la Auditoría Superior de la Federación tienen auditorías coordinadas y por consiguiente no duplican la labor de auditoría, pues es de todos conocido que una obra no puede ser revisada dos veces, aunque el trasfondo de esta “denuncia” saca a relucir las verdades intenciones del Síndico de difamar e inventar asuntos para tratar de desprestigiar un trabajo bien hecho por el gobierno municipal”, concluyó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *