Han desaparecido 1,600 personas del 2015 a la fecha; Juárez, Cuauhtémoc y la capital, focos rojos

Noticias de Chihuahua.-

En el año 2016, Amnistía Internacional calificaba la crisis de desapariciones en el país como una epidemia generada por la indolencia del Estado que se fue arrastrando desde la implementación de políticas militarizadas de seguridad en el sexenio del panista Felipe Calderón y posicionaba a Chihuahua como uno de los casos emblemáticos en materia de desapariciones y desapariciones forzadas.

A la fecha, y en los últimos años desde el informe presentado por la organización derechohumanista, en el estado de Chihuahua hay más de mil 600 carpetas de investigación vigentes por la desaparición de personas, siendo Juárez, Chihuahua y Cuauhtémoc los municipios que se considerarían el epicentro o el foco rojo de este delito en la entidad.

Del 2015 al 2019, la Fiscalía cuenta con carpetas abiertas por la desaparición de 216 mujeres y mil 384 hombres en todo el territorio estatal, de las cuales 265 corresponden a la capital de Chihuahua, 308 a Ciudad Juárez y 206 a Cuauhtémoc, un municipio que ha alarmado a las organizaciones de derechos humanos por la incidencia que presenta en relación a su poca población.

Seguido de estos tres municipios, la Fiscalía también mantiene un alto número de carpetas vigentes en Nuevo Casas Grandes con 136, en Hidalgo del Parral con 99 casos, Madera con 68 y Ojinaga con 55 casos de personas que no han sido localizadas.

La problemática de Cuauhtémoc

La ubicación geográfica de Cuauhtémoc y su punto de cruce de las rutas del narcotráfico han sido un factor crucial de la generación de violencia en el municipio, lo que ha provocado también el miedo a la denuncia por parte de familiares, según se detalló por parte de Amnistía Internacional al documentar una serie de casos registrados en esta región.

En los años 2011 y 2013, en el contexto de la guerra “contra el narcotráfico” de Felipe Calderón, se suscitó la desaparición de Artemisa Ibarra y Martha Loya, respectivamente, quienes fueron desaparecidas tras emprender una búsqueda de sus familiares que también se encontraban desaparecidos.

Varias de las desapariciones que se reportaron y se siguen reportando en el municipio de Cuauhtémoc, mantienen los mismos elementos, las víctimas son llevadas de sus domicilios o la vía publica por sujetos fuertemente armados.

Alondra Nolasco y Fátima Ivonne

En el año 2017 se registraron dos desapariciones que consternaron a la sociedad chihuahuense, la de Alondra Nolasco Corpus de nueve años, quien fue robada de su domicilio, y Fátima Ivonne de 17 años que desapareció tras salir de una fiesta realizada en una hacienda de la capital de Chihuahua.

Al igual que Fátima Ivonne, Alondra Nolasco cuenta con tres años desaparecida y el último lugar en la que fue vista fue su domicilio en la colonia Vistas del Norte, teniendo como principal responsable a Ramiro Córdova Cárdenas, abuelastro de la menor y que actualmente se encuentra prófugo de la justicia.

Fátima Ivonne, quien fue vista por última vez el 17 de junio del 2017, salió de un rave que se organizó en una hacienda de la capital de Chihuahua y pese a que a esta fiesta asistieron más de mil personas, nadie pudo dar indicios sobre el rumbo que tomó la menor ni con quién partió del evento.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *