Una estrella es devorada por ‘espaguetificación’: ¿qué quiere decir eso?

Los agujeros negros fueron protagonistas del Premio Nobel de 2020 la pasada semana. Apenas unos días después, agujero negro devora una estrella y se convierte en la nueva protagonista. A 215 millones de años luz se ha producido un extraño e interesante fenómeno: la espaguetificación de una estrella. Pero ¿esto qué es? ¿Y por qué se llama así?

Gracias al los telescopios del Observatorio Austral de Chile y otros instrumentos, ahora se publica en la revista científica Monthly Notices of the Royal Astronomical Society un nuevo estudio en el que se estudia con más detalle cómo un agujero negro devora una estrella. Este evento es conocido como disrupción de marea. Y es lo que provoca la espaguetificación.

“La idea de un agujero negro succionando a una estrella cercana suena como a ciencia ficción. Pero es exactamente lo que sucede en un evento de disrupción de marea”, cuenta en un comunicado de prensa Matt Nicholl, profesor de la Real Sociedad Astronómica en la Universidad de Birmingham, en Reino Unido, y autor principal de este nuevo estudio.

Agujero negro devora una estrella

La pobre estrella se acercó demasiado al agujero negro y se produjo un proceso de alargamiento extremo mientras era succionado por el enorme agujero negro.

“Cuando una desafortunada estrella vaga demasiado cerca de un agujero de este tipo en el centro de una galaxia, su tirón gravitacional extremo desgarra a la estrella. Y le arranca finas corrientes de material”, explica el coautor Thomas Wevers, investigador de ESO.

¿Qué es la ‘espaguetificación’?

Son justamente las finas hebras de material que caen en el agujero negro cuando la estrella se va desgarrando las que nos hacen pensar en espaguetis. Y eso es lo que le da el nombre a la espaguetificación. En definitica, es un proceso de alargamiento extremo que sucede mientras el agujero negro devora la estrella.

Pero no todo se queda en la forma de estas hebras. Es decir, lo más importante es que en el momento en el que los espaguetis caen en el agujero negro, es cuando una “brillante llamarada de energía” se librera y los astrónomos pueden detectarla. La espaguetificación es muy importante para la investigación científica.

Problemas para ver el proceso

Hasta ahora había sido difícil ver cómo un agujero negro devora una estrella (aunque no imposible), a pesar de su brillo y potencia. Esto se debe, según han podido averiguar los expertos, a “ráfagas de luz que a menudo se ven oscurecidas por una cortina de polvo y escombros“, señala el comunicado.

“Descubrimos que, cuando un agujero negro devora una estrella, puede lanzar una poderosa explosión de materia hacia afuera. Y esto obstruye nuestra vista”, explica Samantha Oates, también de la Universidad de Birmingham. Esto pasa cuando la energía liberada del agujero negro al alimentarse impulsa los escombros de la estrella hacia afuera.

Los investigadores pudieron realizar este descubrimiento gracias a que se detectó muy poco tiempo después de que sucediera el evento de disrupción de marea (conocido también como AT2019qiz). “Gracias a que lo detectamos pronto, pudimos ver la cortina de polvo y escombros formándose a medida que el agujero negro lanzaba un potente chorro de material. Con velocidades de hasta 10.000 km/s”, afirma Kate Alexander, investigadora postdoctoral en la Universidad de Northwestern, en Estados Unidos.

“Este vistazo tras el telón fue nuestra primera oportunidad para identificar el origen del material que oscurece y seguir en tiempo real cómo envuelve al agujero negro”.

Observaciones del agujero negro

VLT

Durante meses, los investigadores apuntaron todos los telescopios posibles hacia este evento. Gracias a la rapidez y las observaciones en diferentes espectros (luz ultravioleta, rango óptico, rayos X y ondas de radio) revelaron “una conexión directa entre el material que fluye de la estrella y el brillante destello emitido a medida que es devorada por el agujero negro”, señala el comunicado.

“Las observaciones mostraron que la estrella tenía aproximadamente la misma masa que nuestro Sol y que el monstruoso agujero negro, que es más de un millón de veces más masivo, le había hecho perder aproximadamente la mitad de esa masa”, explica Nicholl.

Con este tipo de descubrimientos cada vez sabremos más sobre los agujeros negros supermasivos y cómo se comportan. Por otra parte, la construcción del ELT, prevista para esta década, ayudará a detectar disrupciones de marea más débiles y de evolución más rápida. Y poco a poco tendremos más respuestas a los misterios de la física de los agujeros negros.

El artículo Una estrella es devorada por ‘espaguetificación’: ¿qué quiere decir eso? se publicó en Hipertextual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *