Colombia separa a mujeres y hombres para frenar al COVID-19

Cuántos hombres. Hombres en la panadería, andando en bicicleta, hombres en los parques, en los pasillos de los supermercados.

“Es extraño”, dijo Adriana Pérez, una enfermera en pijama quirúrgica que esperaba en el banco, la única mujer a la vista. “Pero está funcionando”.

Bogotá, la capital y ciudad más grande de Colombia, se unió a Panamá esta semana al instituir una medida de prevención del virus basada en el género y diseñada para limitar el número de personas en las calles. En los días impares, los hombres pueden salir de casa para buscar lo esencial. En los días pares, les toca a las mujeres.

La medida se tomó debido a que las ciudades de toda América Latina están teniendo dificultades para mantener a la gente alejada de las calles a pesar de las órdenes de cuarentena que han estado en vigor desde hace varias semanas en la mayoría de los países.

El virus ha tardado más en llegar a esta región, pero está empezando a sentirse con fuerza brutal en algunas partes, en particular en Ecuador, donde cientos de personas han muerto en las últimas semanas, lo que ha abrumado el centro de negocios de Guayaquil.

Información de| The New York Times

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *